Alcalá de Henares (Madrid)

No se las veces que he ido a Alcalá de Henares.. muchas, y eso que está algo retirado de Valdemoro, donde vivo, pero casi todas las visitas que recibo acaban pasando por Alcalá.

Y es que Alcalá tiene algo especial. No solo por el ambiente universitario, su museo casa natal de Cervantes, o su centro histórico, con su incomparable calle Mayor, llena de bares, terrazas  y tiendas de todo tipo, y sus magníficos edificios, muchos de ellos de la Universidad, y sus cientos de nidos de cigüeñas que pueblan los tejados, sino también por cómo se tapea. Es un lujo.

Siempre que voy acabo yendo a Índalo Bar, una franquicia con varios bares en Alcalá y en otras zonas de Madrid, con una carta de tapas envidiable. La cerveza con la tapa cuesta 2,70€.. puede parecer caro, pero es una cerveza grande, bien tirada, y la tapa es enorme.. con 2 tapas estás lleno. También voy al bar Tapón, donde sus tapas incluidas en el precio también son espectaculares. Luego tomo café en alguna de las terrazas de las cafeterías de una pequeña calle salón escondida tras una pequeña entreda desde el número 6 de la calle Mayor.. si no te fijas te la pasas. Alcalá está lleno de restaurantes y cafeterías camufladas tras fachadas de edificios que parecen viviendas normales, y al entrar encuentras la sorpresa de una antigua casa convertida en bar, hasta manteniendo las habitaciones!!! con patios interiores fantásticos para pasar la tarde con amigos, como el Café Continental.

 

 

 

Comments are closed.